miércoles, 8 de marzo de 2017

MALDITA LA GENERACIÓN CUYOS JUECES MERECEN SER JUZGADOS



MONOLOGO EFECTOS DE LA ALIENACIÓN PARENTAL

SEGUIR FIRMES EN EL CAMINO

Frases como "seguir firmes en el camino", ¿que significan?, desde mi punto de vista "el camino" es nuestro paso por la vida y en este se presentan muchas alegrías, tristezas, desventuras, enseñanzas, errores, etc., ¿pero que podría significar? para padres, madres, familias ampliadas que han sido 

IMPEDIDAS DE CONTACTO CON SUS HIJOS E HIJAS O DESCENDIENTES con este paso en la vida.
Lo más grave y doloroso es la pérdida y el duelo que nunca concluye, es un duelo continuo porque es una perdida descrita por los que la sufrimos de muchas formas; el asunto es que no cierras ese capítulo por muchos años, y es un dolor constante, con muchas altas y bajas; por supuesto que no entraré en cuestiones técnicas propias de los psicólogos y psicoterapeutas, mi punto es nada más expresar la idea de que el duelo la mayoría lo vive con una perdida, como su nombre lo dice PERDIDA, algo o alguien irrecuperable, con lo cual se supone te llegará la resignación.
Mi punto va en el sentido que cuando te sustraen, secuestran, roban, ocultan, ALIENAN y retienen a un ser querido ¿como lo enfrentas?, la verdad pienso que no es nada fácil por mucha preparación que busques inclusive en tu desarrollo interno, lo que si es un hecho es que debes de buscar ayuda especializada.
Y aún y todo con la ayuda especializada el control de las emociones esa sensación de abuso y de impotencia a tus derechos de paternidad o maternidad, a los derechos de tus hijos e hijas ¿como te lo explicas?, ¿como lo aceptas?, si no es parte de la cultura de muchos el abandonar a su descendencia, y si fuera los usos y costumbres no pasaría nada, pero ¿como olvidar? el perfume de tus hijos, cuando eran bebes, sus sonrisas sus miradas dulces y tiernas, y ahora los ves y su mirada esta entristecida, sin luz y distantes, LA IMPOTENCIA de no poder hacer nada dentro de la legalidad, una legalidad falaz y benefactora a un género, jueces ineptos miedosos que cuidan la "chamba" olvidándose de la importancia y de la palabra justicia y de ser los GARANTES DE LOS DERECHOS DE LA NIÑEZ; de manera muy personal pienso que este duelo no cierra y nunca habrá la suficiente terapia e información suficiente para sanar cuando todo un sistema de valores, de legalidad, de justicia te hace una invitación sombría a DELINQUIR so pretexto de buscar a tus hijos, siempre te dicen que no has logrado el "divorcio emocional", frase de más insensible y se obsesionan en decirte  eso cuando ya no te importa la expareja, lo que buscas son a tus hijos e hijas el dejarles las seguridad de QUE SON SERES AMADOS Y QUERIDOS.


Por eso SEGUIR FIRMES EN EL CAMINO no es una frase, es 
una necesidad y debemos de seguir apoyándonos a través de la unión de padres, madres y familias ampliadas, de manera ALTRUISTA Y HUMANITARIA existen diversos medios de poder congregarse y hay que tener cuidado de los MERCADERES DEL DOLOR que sólo han encontrado en esta situación un NEGOCIO PERSONAL que nos acarrea más decepción y nos hace dudar de todo y nos dejan más aislados por tanto golpe dado.
                                         SEGUIR FIRMES EN EL CAMINO orando, meditando, sirviendo,
pero comprendiendo que necesitas valorarte para valorar, quererte para querer, respetarte para respetar y aceptarte porque NADIE PUEDE DAR LO QUE NO TIENE y aceptando que pretender que otra persona nos haga felices y llene todas nuestras expectativas es una fantasía, una ilusión que sólo trae frustraciones, sólo podremos amar a nuestros hijos y estaremos listos para recibirlos en cualquier momento siendo independientes hasta el punto de no tener que manipular ni manejar a los que decimos que queremos no es receta de cocina es simple y llanamente una propuesta que nos permita SEGUIR FIRMES EN EL CAMINO basado en el AMOR primero en uno mismo ya que sólo así podremos amar a otros inclusive a nuestra propia descendencia.
NO IMPORTA LA ADVERSIDAD, LO QUE IMPORTA ES LA META

DESPUÉS DE 1566 DÍAS SIN MI HIJA...

Si,  después de 1566 días sin convivencia con mi hija, y al fin, ¿que ha pasado?, al principio pensé que sólo a mí sucedía y poco a poco me di cuenta que eramos muchos y al igual que cualquier padre o madre afectado por el fenómeno de la ALIENACIÓN PARENTAL, decidí lanzarme a la lucha social, pensando que iba a ser REVOLUCIONARIO E INNOVADOR.

Sin embargo, descubrí que sólo era una catarsis individual y la verdad me ayudo mucho, hasta que descubrí y transformamos nuestro punto de vista algunos padres y madres que decidimos dejar del lado el EGO y PROPONER EL SERVICIO DE APOYO HUMANITARIO A OTROS, en esta transmutación comprendimos, que el ESTUDIO de las leyes y combatiendo con la legalidad encontraríamos el éxito en nuestros casos y sólo así RECUPERARÍAMOS A NUESTROS HIJOS E HIJAS.


Pues si, sí funciona, DESPUÉS DE 1566 DÍAS, de enfrentar a un sistema judicial que ADMINISTRA JUSTICIA CON PERSPECTIVA DE GÉNERO, apático, feminista, abogados contrarios sin ética, ni moral, una contraria enferma llena de odio sin consciencia y con conductas criminales, AL FIN SE LOGRAN LAS CONVIVENCIAS.


Algo de lo más difícil que me he encontrado en el camino por los Derechos de la niñez, desde que decidí volverme "DEFENSOR O ACTIVISTA DE DERECHOS CIVILES Y HUMANOS", ha sido con otro terrible mal que va de la mano con la Alienación y el maltrato infantil, y ese mal se llama EGO.

Cuando se planteo la propuesta de un nombre para la unión de ideas y lograr un crisol donde se forjarán las propuestas y banderas de lucha y acciones civiles decidimos por el nombre de UNA SOLA VOZ, pretendiendo unificar este sentimiento tan desgarrador que nos une, que nos identifica, pensamos que quizá ese nombre impersonal pudiese unir sin el afán de enfoques personales , pero la REALIDAD NOS superó, descubrimos que cada padre o madre necesitaba gritarle al mundo que ellos serían REDENTORES Y QUE SU PÉRDIDA ERA INSPIRADORA PARA EL MUNDO EN NOMBRE DE SUS HIJAS O HIJOS.

Al igual que yo muchos padres y madres fuimos descubriendo de forma paulatina el gran problema que es lograr recuperar a tus hijos o hijas cuando te topas con gente violenta y con conductas criminales,  esa es la primera realidad, es lo que yo llamo, "NOS SUBIERON AL RING" y no estábamos entrenados.

Basándome en ese suceso, sé suponía que el dolor compartido, nos uniría, pero la verdad encontramos apatía, y la idea generalizada de lanzarse  al mundo gritando, yo si defiendo a mi hijo o  hija, pensando en dejar un legado individual, en lugar de pensar en un legado colectivo, con frases tales como "por ti ....", " tu has has inspirado para que muchos..." etc.




Pero también, he encontrado gente muy valiosa y desinteresada y dispuesta a servir, me congratulo y me siento honrado de ello, por lo que respecta a los demás no juzgo, ni condeno, pero si expreso mi postura e ideas respecto de la lucha y he aprendido que el EGO nuestro de cada día es terrible y no ayuda en la lucha, por el contrario LA DETERIORA Y LA RETROCEDE.

He recibido muchas invitaciones y propuestas de acercamiento para uniones pero cuando les hablamos de mantener una ideología con bases, salen huyendo, porque no desean trabajar, es decir, servir a otros. La mayor lucha es con uno mismo tratando de no caer en el pensamiento de ser víctimas, sino de aceptar la co-responsabilidad e iniciar un proceso de sanación personal antes de servir a otros bajo la premisa de que "UN CIEGO NO PUEDE GUIAR A OTROS CIEGOS".


Me llegan las solicitudes de cientos de padres buscando ayuda y apoyo económico, pero eso no es el problema, el asunto esta en que quieren que otros defiendan a sus hijos, otros buscan formatos, o formulas mágicas, todo ello es una ILUSIÓN, lo único que nos queda es EL TRABAJO DURO, ARDUO Y CONTINUO, pero esa formula nadie la quiere, eso hace que se vuelvan vulnerables ante los mercaderes del dolor,"CARNE DE LOBOS", además de vivir en una ilusión de sentirse VÍCTIMAS, CUANDO A VECES SOMOS VICTIMARIOS.


Pero volviendo al punto ¿por qué no tenemos más fuerza?, como ejemplo cito un amparo que hicimos para defendernos del abuso judicial, en el caso del centro de convivencias familiar supervisado (CECOFAM D.F.) para el uso de aparatos electrónicos, al menos esperaba juntar 50 firmas , es decir 50 amparos, y para MI SORPRESA NI REGALADO EL AMPARO se animaron a defender los derechos de sus hijos e hijas, SE ME ROMPIÓ EL CORAZÓN al descubrir la APATÍA, LA INDIFERENCIA, EL EGO...


Después de 1566 días, he descubierto, que la primera batalla es la más fácil, es decir, lograr el hacer valer el derecho de nuestros hijos e hijas a las convivencias con nosotros, padres o madres separados por acciones de ALIENACIÓN PARENTAL, la verdadera lucha se presenta en la RE-VÍNCULACIÓN, ES DECIR, CONSTRUIR  DE NUEVA CUENTA EL VÍNCULO FILIAL ROTO, ESTÁ ES LA MADRE DE TODAS LAS BATALLAS, lo fácil ya fue hecho, después del primer día de convivencias la verdadera batalla comienza.


Por esa razón, debemos de EVOLUCIONAR EN LA LUCHA POR LOS DERECHOS DE LA NIÑEZ y retirarnos dejando ese cumulo de experiencia al servicio de otros, que tengan la capacidad de servir con empuje y humildad, porque una vez que recuperen a sus hijos e hijas deben de enfocarse en una lucha personal, la más encarnizada de todas las batallas y la más importante de todas.



"Sólo somos personas cuando nos situamos frente a otro, nunca de forma aislada. Lo que nos convierte en personas es el vínculo con el otro, la relación              de amor."  JULIA KRISTEVA"El amor es un misterio. Un vínculo difícil y maravilloso que compromete todo lo que somos: nuestros anhelos, nuestros                                    miedos, nuestra historia misma."                                                                                                                        GABRIEL ROLÓN


martes, 21 de octubre de 2014

LA REVOLUCIÓN CULTURAL EN LA FAMILIA COMO ANTÍDOTO PARA LA VIOLENCIA

La revolución cultural que nos toca realizar a los padres, madres y familias ampliadas impedidas de convivencia con uno de nuestros hijos, hijas, nietos, nietas etc., se caracterizará por una modificación importante en el sistema de creencias, valores, tradiciones, en cuanto al rol de las nuevas masculinidades, lo que es inaudito para las mujeres que a la fecha han logrado grandes cambios en cuanto a reconocimiento en derechos civiles, políticos y humanos de tal suerte que ahora se les olvida que los demás tienen derechos y principalmente la niñez que son el grupo más vulnerable.

En ese sentido hay una corriente a nivel mundial en donde los derechos de las mujeres erróneamente piensan que están por encima de todo el orden establecido de tal suerte que hay leyes especiales que en la práctica no han servido para nada, y que sólo se han convertido en negocios a través de asociaciones para recibir partidas del presupuesto oficial o creación de instituciones especializadas y que lejos de disminuir la violencia sólo han logrado la polarización de los géneros y con ello la descomposición del tejido social, es decir, la unidad en la familia en cualquiera de sus formas.

Queridos amigos y amigas simpatizantes con la lucha en contra de la alienación parental más allá de si el nombre es correcto o  no, la situación es que luchamos por los derechos de la niñez y LES PREVENGO, en esta lucha a nuestros hermanos varones serán repudiados y escarnecidos señalados como MISÓGINOS,  a nuestra hermanas de lucha señaladas de  TRAIDORAS cosa que no es nada más falso, ya que los grupos  radicales feministas pensaron que se iban apoderar de todas las instituciones con sus falsas actuaciones y argumentaciones, pensando que nunca encontrarían resistencia y además que no comprenderíamos el concepto de igualdad y equidad.

Lo más grave es que mientras estas falsas DENUNCIANTES Y DEMANDANTES de la forma más sencilla obtenían privilegios judiciales, miles de mujeres verdaderamente maltratadas quedan en un total abandono distrayendo a las autoridades con casos irrelevantes y sin sentido dejando en un estado de indefensión jurídica, social, procesal y de asistencia a las mujeres realmente necesitadas de la protección del Estado y de la sociedad.


Analizando el simple contexto no se necesita ser un estadista reconocido y muchos menos inventar estadísticas para concluir por sentido común que las MUJERES FEMINISTAS RADICALES SON LAS MÁS VIOLENTAS inclusive con su propio género, ya que destruyen los vínculos familiares y derivado de eso el tejido social convirtiéndose en verdaderas ALIENADORAS SOCIALES con sus teorías radicales en contra del patriarcado.

En las últimas generaciones se dio por usos y costumbres que las mujeres serían las cuidadoras de los hijos y de su educación, sembrando los valores y se enalteció su trabajo al grado de que comercialmente se conmemora el día 10 de mayo como día de la madre, yo me pregunto ¿donde están las radicales gritando porque se borre ese día porque es una celebración del consumo?, por supuesto que en ningún lado ; la ideología de género es absurda y radical y atenta contra todo el orden social avalado por unos políticos baratos que venden su integridad por unos pesos, bueno por unos millones para ser más precisos.

Cuando les hablamos de corresponsabilidad en la violencia familiar dicen de inmediato "safo" , cuando se les pregunta ¿ por qué criaste hijos e hijas violentos? dicen, no el medio ambiente los cambio nosotras nada tuvimos que ver, entonces resulta que al hacer un viaje de descubrimiento social, la educación que recibimos la mayoría de los hijos e hijas tiene muchos rasgos ambivalentes que confunden a la mayoría como lo viven ahora nuestros hijos e hijas ALIENADOS, si bien es sabido que nuestra conducta es aprendida luego entonces con quién pasamos la mayor parte de nuestra vida en la infancia y ahora se hacen las desentendidas porque no han sabido manejar la libertad y derechos que han logrado y mucho menos aceptar la responsabilidad que les toca en ello, como a los varones mismos.

Cuando uso transporte público me encanta escuchar algunas señoras como se quejan que no son ancianas  son bastante jóvenes, fuertes y vociferan " ya no hay caballeros sólo rufianes y patanes", por fin ¿somos iguales o no? yo también me canso y tengo derecho a ir sentado, entonces reflexiono, quieren derechos igualdad pero no asumir lo que ello conlleva, quieren la deferencia y benevolencia masculina y todo lo demás y esto me recuerda una frase celebre de mediados de los 80's que jamás me imagine lo que de fondo llevaba implícito; las mujeres que ya trabajaban y empezaban a ocupar ciertos puesto decían" tu dinero es mi dinero y mi dinero es mi dinero",  ahora que lo veo digo que inocentes eramos porque nos reíamos y lo veíamos sólo como un chiste.


El anterior recuerdo les decía, seguro lo atacarán diciendo que es un comentario misógino, pero la realidad supera mucho más que lo descrito, por eso es importante hacer una REVOLUCIÓN MENTAL Y CULTURAL UNIDOS VARONES Y MUJERES en contra de los VIOLENTOS Y VIOLENTAS, con un proyecto incluyente que nos permita trabajar desde la raíz que es la familia, por eso aquellos que ya estamos sensibilizados por la razón que haya sido debemos de REPROGRAMAR LO APRENDIDO y EMPEZAR UNA NUEVA ERA, con la convicción de que probablemente algunos no veamos el resultado porque somos la semilla pero podremos dejar un excelente legado para las nuevas generaciones en donde LOS CONFLICTOS DE PAREJA Y SEPARACIÓN SE PODRÁN MANEJAR DE FORMA EN QUE SE ATIENDAN PREFERENTEMENTE LOS DERECHOS DE LA NIÑEZ SOBRE TODAS LAS COSAS QUIZÁ HAGAMOS AHORA PEQUEÑOS APORTES QUE EN EL FUTURO NADIE CREERÁ LO QUE VIVIMOS.

Nuestra REVOLUCIÓN  es incluyente MUJERES, FAMILAS AMPLIADAS. ADOLESCENTES, sin distinción de posición social, credo o condición y preferencias sexuales.

Nuestra REVOLUCIÓN ES MENTAL, DE CONDUCTA SOCIAL Y DEMOSTRAREMOS QUE LA MAL LLAMADA VIOLENCIA DE GÉNERO ES ATROZ Y ATENTA CONTRA LA FAMILIA, PORQUE ESTAMOS EN CONTRA DE CUALQUIER FORMA DE ABUSO, MALTRATO O VIOLENCIA FÍSICA, PSICOLÓGICA, AMBIENTAL, INSTITUCIONAL O DE CUALQUIER FORMA QUE SE EJERZA A UN SER HUMANO O UN SER SINTIENTE.

¿Qué dices te unes?, ¿te atreves? a pensar diferente, a actuar diferente, A UNIRTE A ESTA REVOLUCIÓN, recuerda "SIN LUCHA NO HAY VICTORIA" TODOS CONTRA EL MALTRATO INFANTIL.


domingo, 14 de septiembre de 2014

El BULLYING INTRAFAMILIAR Y LA ALIENACIÓN PARENTAL

¿Qué es el Bullying intrafamiliar? 


Es todo acto de agresión física, psicológica o verbal efectuada por un integrante o integrantes de la familia en contra de otro, esta puede ser ejercida por el padre o la madre a veces de de forma inconsciente como parte de la cultura de la localidad, sin embargo el resultado de una u otra forma es desastrosa para el integrante que la recibe con DAÑOS DE IMPOSIBLE REPARACIÓN en la autoestima, personalidad y su desarrollo como ser integral.

El Bullying como cultura;  al parecer siempre ha existido en todas las culturas haciendo remembranzas de mi paso por la primaria, secundaria y hasta los estudios profesionales o en el mismo trabajo, caigo en cuenta que conocíamos personajes tristemente celebres por sus apodos, lo más extraño es que esos apodos eran puestos la mayoría de las veces en el seno de la familia y muchos de ellos eran eternizados.

Que pasaba cuando una persona tenía una discapacidad física si era en la pierna "patachín" en el brazo " le falla un remo", "cuatro ojos" eres igualita a "X" en fin podría hacer una lista ininterminable de cosas que ustedes ya saben y que han vivido.

Mi punto va en este sentido, ¿ alguna vez nos preguntamos como se sentían esas personas?, pienso que no, pero con el paso del tiempo vemos las conductas de las personas y aquellas que no lo superaron son altamente agresivas, crueles y despiadadas en muchos sentidos y claro con justa razón que se puede esperar de una persona que ha sido agredida toda su vida.

La otra situación es la siguiente, que pasará con sus hijos o hijas seguramente serán sometidas a las mismas vejaciones y además al vilificar continua y sistemáticamente tenemos asegurada la destrucción de la integridad de su ser y como consecuencia generamos SERES VIOLENTOS Y VIOLENTAS.

Habrán notado que la mayoría de los programas cómicos están basados en la ridiculización extrema de otros, existen  hasta noticieros donde de forma inteligente se mezclan temas de interés general acompañados de todo tipo de actos que fomentan un cultura de agresión verbal, psicológica y porque no hasta física (Bullying)

Entre la sátira y el Bullying a mi entender hay una línea no se si delgada o no, lo anterior en virtud de que no soy literato no podría definir con exactitud éste género literario pera haciendo uso de esté diría "Que usamos la sátira en la familia como medio de convivencia familiar"

Concluyendo mi punto es que todo se origina en la familia, los que somos padres y madres, aún los nuestros son y somos responsables de dejar seres bien desarrollados y si no lo hacemos el fracaso y las fallas de ellos serán de nosotros y no de ellos, si logramos asumir está responsabilidad en una generación todo será diferente.

RECORDEMOS que de estos núcleos familiares surgen los más despiadados y crueles Alienadores y Alienadoras y sería natural su conducta por que no se aman ellos mismos ¿entonces como podrán amar a otros? por lo tanto ni a sus propios hijos, de ahí mi punto respecto de que en la familia surge todo y ahí están los principales cómplices de la Alienación parental.

Una buena familia, comienza con un buen ejemplo de los padres.

A mi familia le debo todo, desde mis fracasos hasta mis triunfos.





martes, 9 de septiembre de 2014

135 FORMAS DE ALIENACIÓN Escrito por Carlos Aurelio Caldito Aunión.


Vean a continuación una lista de más de cien tácticas empleadas para tratar de manipular a un hijo, o hija, contra su padre o madre...


1. Poner obstáculos a las visitas, tiempo de estancias y comunicación con el padre no custodio, incluso aunque el hijo lo pida de forma insistente...

2. Denigrar al otro padre delante de cualquiera que escuche, incluidos los niños, incluida la familia extensa, o los abuelos, tíos, primos,... o nombrando al padre de manera despectiva delante del niño.

3. La presentación de denuncias de malos tratos y/o abusos contra el progenitor no custodio, y hacerle comparecer ante los tribunales constantemente acusándole de que no cumple con su deber de manutención infantil o el abono de la pensión alimenticia.

4. Impedir por todos los medios cualquier contacto de la familia extensa del otro progenitor con los hijos, o de amigos que no tomen partido por el progenitor alienador...

5. Obstaculizar por todos los medios a su alcance la comunicación con los niños, incluido el boicot para impedir que el progenitor no custodio acceda a la información referente a la estancia de los hijos en los centros de estudio, y reuniones y eventos de toda clase, que tengan relación con los hijos.

6. Impedir las visitas y estancias cuando el ex cónyuge no puede pagar la manutención de los menores, o se produce alguna demora en el pago.

7. Constantes manifestaciones de odio y de venganza respecto del ex-cónyuge, en presencia de los hijos.

8. Negarse a revelar su domicilio.

9. Negarse a informar al otro progenitor –el no custodio- sobre cuestiones médicas o de salud referentes al hijo.

10. Referirse continuamente al niño como exclusivamente suyo, y no de los dos padres...

11. Impedir las visitas, estancias, comunicación con el progenitor no custodio, con el pretexto o argumento de que el hijo no quiere ir con el otro progenitor, y utilizar la excusa de que no van a ir a la fuerza...

12. Obstaculizar o incumplir cualquier orden de los tribunales, sea cual sea la resolución judicial de que se trate... (generalmente el progenitor alienador suele contar con la “complicidad-condescendencia-tolerancia del tribunal de familia...”)

13. Mudar a los niños de su domicilio habitual, para ponerlos lo más lejos posible de su padre, de manera relación con él, y el régimen de comunicación y estancias sea casi imposible.

14. Llamar por teléfono a la casa del progenitor “alienado”/víctima multitud de veces al día, o bien dejar mensajes desagradables o simplemente “perturbadores”.

15. Presentarse por sorpresa, los días que el hijo le corresponde estar con el otro progenitor –el no custodio- en un lugar público y zarandear, empujar, humillar, o simplemente tratar de intimidar al padre delante del niño.

16. Hacer que el niño se sienta emocionalmente responsable de la felicidad de los padres, para que el niño tome una actitud de protección (y tome partido, provocando así un conflicto permanente de lealtades...) respecto del adulto, haciendo que el niño vea al progenitor alienador como víctima del otro padre,...

17. Mentir constantemente a los niños acerca de todo lo concerniente a las cuestiones judiciales referentes al divorcio, la separación de bienes, liquidación de gananciales, custodia de hijos o cuestiones semejantes.

18. Hacer que el niño se sienta incómodo cuando tenga que hablar acerca de sí mismo, de su relación con sus padres, etc. delante del mediador familiar, o cualquier funcionario.

19. Nombrar al padre de su hijo por su nombre de pila, y no referirse a él nunca como papá o mamá...

20. Impedir que los hijos puedan hablar por teléfono con el progenitor no custodio, llegando a estropearlo, cambiar el número de teléfono, decir que ya están durmiendo, o que no están casa, etc.

21. Hacer participar a los hijos en las disputas ente los tribunales, hacerlos comparecer ante el juez, etc...

22. Obligar a los niños a que llamen al nuevo compañero o compañera (según se trate) del padre alienador "mamá o papá".

23. Predisponer, manipular, maliciosamente a los hijos cuando el padre no custodio inicie una nueva relación...

24. Procurar que los niños nunca llamen a un padre (no custodio) "mamá" o "papá".

25. Colgar el teléfono –en presencia de los hijos- si la conversación no sigue el cauce que el papá alienador desearía...

26. Escuchar y espiar al hijo cuando habla con el progenitor no custodio, instruyendo a los niños sobre qué deben decir y cómo deben responder al progenitor no custodio,...

27. Premiar a los hijos cuando cumplen con sus órdenes respecto al “maltrato” que debe recibir el progenitor no custodio...

28. Evitar la presencia del progenitor no custodio, en las actividades de los niños, sea en el colegio u otros lugares...

29. Negarle al otro progenitor cualquier clase de comunicación e información, sea a través de fax, correo electrónico o carta, para que el mismo esté lo menos informado posible en todo lo concerniente al hijo...

30. Esperar hasta el último momento para informar al otro padre de la necesidad de cambios en las visitas, o los turnos de estancias, vacaciones, etc.

31. Manifestar constantemente que él/ella es el único que posee el derecho a decidir sobre las estancias y visitas de los hijos con el otro progenitor, a la vez que insiste (todo ello en presencia de los hijos, por supuesto) en que los niños deben ser devueltos con absoluta puntualidad, y con la amenaza permanente de denunciarlo si el hijo es devuelto con retraso...

32. No proporcionar ninguna información a los padres acerca del día a día de los hijos, a la vez que se insiste en saber con exactitud todo lo concerniente a los hijos cuando están con el otro progenitor...

33. Optar por pagar a otras personas para que cuiden a los hijos, o contratar algún servicio de guardería, en lugar de recurrir al otro progenitor que sería más adecuado para todas las partes.

34. Pretextar que el niño está demasiado enfermo para evitar que vaya con el padre no custodio, o evitar que éste lo visite.

35. Repetir constantemente que el otro progenitor no es capaz de criar al niño, ni educarlo "adecuadamente"

36. Hacer que el niño se sienta culpable por querer ver a su otro progenitor

37. Impedir por todos los medios a su alcance, que el otro progenitor tenga contacto con "profesionales" que guarden relación con el hijo o con él/ella mismo.

38. No permitir a los niños a participar en actividades, en las que pueden entrar en contacto con los niños que tengan relación con el otro progenitor.

39. Dar “instrucciones” a la escuela para que el otro progenitor no sea tenido en cuenta, “porque el otro papá no es de fiar”; o dar información falsa acerca del convenio regulador, o sembrar dudas acerca del otro progenitor, o decirle a la dirección del centro de estudios que el otro padre les ha mentido acerca de las visitas y estancias con el hijo,...

40. Dar información falsa o engañosa, si el progenitor alienador se ve acorralado y se siente obligado a proporcionar la información que le sea solicitada por las autoridades, o por los tribunales, o por los Servicios de Protección a la Infancia.

41. Supervisar, tutelar, tomar el control absoluto de la “vida social” de los hijos.

42.. Obligar en exceso a que los hijos mayores cuiden a sus hermanos más pequeños, incluso cuando no son del mismo padre, para así poder tener un pretexto para alejarlos del padre biológico, y evitar que vayan con él, o boicotear las actividades que el padre no custodio tenía programadas.

43. Contar a los niños detalles que son 'obviamente', descaradamente falsos acerca de la separación / divorcio, de forma que el niño se sienta inmerso en un conflicto de lealtades, disminuya la capacidad de amar al otro padre,... Contarle embustes tales como que papá gasta todo su dinero en sus amigas, así que, luego no puede permitirse el lujo de llevar a su hijo de campamento.

44. Involucrar a los niños en todos los aspectos relativos a la separación, el divorcio, y sobre todas las cuestiones legales, con el argumento de que el niño tiene "derecho" a saber todo lo que está sucediendo

45. Afirmar allí donde sea posible, que el ex cónyuge está procurando establecer y mantener una relación de dependencia para así seguir victimizando al padre o madre al¡enador... Decir que está constantemente espiando, acechando, abusando, entrometiéndose en su vida privada, e incluso forzar las cosas hasta el extremo de lograr la colaboración de la policía... Presentación de falsas denuncias de abusos, falsas denuncias de acoso y en repetidas ocasiones a los organismos de protección infantil, la policía, etc.

46. Alentar a los niños para que apoyen su versión, y mientan ante las autoridades, sobre la forma en que son tratados cuando están con el otro progenitor,... sobre todo, cuando los malos tratos, el descuido, la “mala educación”, el desamparo, a la inversa.

47. Empujar al niño a que tenga una actitud desafiante, “se ponga en huelga”, no obedezca al otro progenitor, no cumpla con las normas más elementales cuando está en presencia del otro progenitor.

48. Organizar "actividades" de manera premeditada, especialmente atractivas para los niños, en los momentos previos a la llegada del padre no custodio, y así poner en conflicto a los hijos, y forzarlos a decir que no desean ir con su padre... O con la familia extensa del padre...

49. “Sobornar” a los hijos para evitar que los niños tengan la tentación de ir con su padre, a la vez que se consigue que el niño se sienta culpable por querer estar con el padre no custodio...

50. No permitir que los niños tengan en casa, fotos u otros objetos que les hayan sido proporcionados por el otro progenitor.

51. Llegar a destruir cualquier clase de regalo que le haya hecho el padre a su hijo... especialmente cuando el niño regresa de haber estado con su padre y vuelve especialmente contento por el regalo que ha recibido, y los buenos ratos que ha pasado con su padre...

52. Negarse a que el hijo lleve a casa los regalos que le hace el padre no custodio...

53. Rechazar, también, los regalos que provengan de la familia extensa del otro progenitor... argumentando que no son buenas personas, o que son “demasiado baratos” o que no son de buena calidad, que no valen para nada, que son estúpidos...

54. Manifestar delante de los hijos que el padre “pretende comprar su afecto, su amor, haciéndoles regalos”...

55. Cambia el apellido (e incluso el nombre) del hijo cuando aparece “un nuevo padre”, el nuevo o la nueva compañera del padre alienador... Todo ello, sin pedirle permiso, o informar al padre biológico...

56. Negarse a levantar / descolgar el teléfono cuando el niño le llama desde el domicilio del otro progenitor, cuando al hijo le corresponde estar con el otro padre...

57. Insistir en que cuando el niño está con el ex cónyuge, él/ella tiene todo el derecho del mundo a mantener contacto telefónico con el niño, y sin embargo, por el contrario no permitir que el padre no custodio lo tenga, cuando está en su domicilio habitual...

58. Cambiar el número de teléfono, o desconectarlo, sin avisar al progenitor alienado...

59. Decirle al hijo que le puede pasar “algo” cuando vaya con su otro progenitor, insinuarle maliciosamente que puede ocurrirle cualquier cosa si permanece con él...

60. Exigirle al padre no custodio que pague determinados “gastos extraordinarios” supuestamente relacionados con la crianza y la educación de los hijos, gastos que en realidad son un lujo, un capricho, o simplemente innecesarios...

61. “Mal informar” a los niños de que no pueden tener 'llaves' u otros objetos esenciales, imprescindibles, por culpa del otro progenitor, que es el que debe costear tales gastos, y no está dispuesto a pagar por ello.

62. Negarle al hijo cualquier petición que haga de pasar más tiempo con su papá, sea cual sea el motivo, e incluso aunque se trate de una “ocasión especia”...

63. Negarse a enviar al niño al colegio, en determinadas ocasiones, para eventos de los que el padre no custodio tenga conocimiento, y los que tenga intención de asistir...

64. Desviar parte de la pensión de manutención de los hijos, o incluso la totalidad del dinero, para gastos que nada tienen que ver con los niños.

65. Decirle al hijo, de forma premeditadamente maliciosa, que no debe comportarse tal como se comportan otros niños, y dejar caer que así es como se comporta, también, su otro progenitor...

66. Hacer especial hincapié en los rasgos físicos en general y los rasgos faciales en particular que son similares a los del padre custodio y los de su familia de origen, e ignorar o negar cualquier parecido con las características del otro progenitor y su familia extensa... E incluso denigrar lo que es evidente, e innegable, cuando son similitudes o afinidades con el padre no custodio.

67. Criticar que el padre no custodia tenga alguna mascota, hacer observaciones maliciosas respecto de la relación del otro papá con los animales, y por el contrario mostrar contento por tenerlas en su propio domicilio, o manifestar que está dispuesto a tener alguna mascota...

68. Cambiar de domicilio, sin proporcionar detalles al otro progenitor antes de la mudanza.

69. Ocultar al otro papá el trasladado y negarse a proporcionar detalles al otro padre, si éste acaba pidiendo información.

70. Permitir que el hijo vaya “con malas compañías”, o frecuente a personas respecto de las que el progenitor no custodio no ha dado su aprobación, permitirle a determinadas personas tener contacto con el niño, especialmente cuando el otro progenitor tiene motivos razonables para estar preocupado, sea por ser sospechoso de violencia doméstica, abuso demostrado, o conducta calificable de algún modo como delictiva...

71. Someter al niño a intervenciones quirúrgicas innecesarias, sin el consentimiento previo, o sin el consentimiento del otro progenitor, cuando hay pruebas de suficiente peso que recomiendan lo contrario...

72. Coaccionar al otro padre, intentar chantajearlo, mediante amenazas de todo tipo, extorsionarlo, para obligarlo a firmar determinados documentos judiciales, de manera que se excluya al progenitor no custodio de la vida del hijo, o para obtener alguna mejorara/ventaja en las disputas en los tribunales, sea por la custodia, sea para restringir las estancias y la comunicación con los hijos, sea en el reparto del patrimonio acumulado durante la convivencia...

73. Manifestar abiertamente, en presencia de los hijos, que su mayor deseo sería que su padre estuviera muerto, o sufriera algún tipo de desgracia, algún accidente...

74. Lo mismo que lo anterior, pero respecto de la familia de origen del otro progenitor, de sus amigos, etc. Expresar sin tapujos que se alegraría enormemente si se accidentaran y quedaran malheridos o con alguna secuela importante.

75. Presionar a los hijos para tratar de convencerlos de que cambien de religión, o tratar de evitar que practiquen el culto en el que hasta entonces habían sido educados.

76. Decirle al niño que no puede ver al otro progenitor, o ir con él en el periodo previsto, ya que se ha retrasado en el pago de la pensión de manutención.

77. Ser injustamente grosero/a, no tener trato cordial y negarse a colaborar con el nuevo compañero, o la nueva compañera del ex cónyuge, aún a sabiendas de que esto ira en perjuicio del niño...

78. Negarse a proporcionar apoyo en todo aquello que tenga relación con la salud mental para del hijo, pese a que haya pruebas suficientes que apoyen la idea de que el hijo necesita algún tipo de atención especializada...

79. No permitir que el hijo participe los fines de semana en actividades deportivas, o de otra clase, para “castigar” de esa manera al progenitor no custodio, u organizar actividades coincidentes con el tiempo de estancias con el otro progenitor, para así provocar conflicto de lealtades, y restarle tiempo de estar con el otro papá.

80. Manipular, o influir de todas la manera a su alcance sobre funcionarios, especialistas y profesionales para que actúen en una determinada dirección (contraria a los intereses del otro papá) o para que informen a su favor para perjudicar a la otra parte... Incluso desfavoreciendo a los hijos.

81. Engañar, mentir u ocultar información o pruebas para conseguir su beneficio, y castigar de paso al otro padre, aunque perjudiquen de paso a su propio hijo.

82. Falsificar, alterar o manipular documentación oficial para perjudicar al otro progenitor, y en beneficio propio, o para lograr ventajas procesales..

83. Presentar declaraciones falsas y engañosas a la policía para perjudicar al otro progenitor

84. Mostrar ira, humillar, maltratar de forma verbal al otro padre en presencia del niño y/o de un tercero.

85. Obligar al hijo a que redacte algún escrito denigrando o perjudicando a su padre..

86. Alentar a los niños para que denuncien a su padre, para así conseguir ventajas procesales en las disputas por la custodia o para limitar las estancias o la comunicación con el padre no custodio..

87. Amenazar o intimidar a los hijos, para que permanezcan en silencio respecto de incidentes de los que los niños hayan sido testigos, para conseguir que se le conceda la custodia exclusiva, o se restrinja o limiten las estancias y la comunicación con el otro papá.

88. Amenazar o castigar al niño cuando dice cosas positivas acerca del otro padre.

89. No permitir que al niño se le realicen pruebas de ADN, cuando lo solicite el otro progenitor.

90. Provocar alienación entre los hermanos cuando alguno aún apoya al otro padre, o no se suma a la labor denigratoria promovida por el padre alienador...

91. Decirle al hijo que su padre que no lo quiere, que no le tiene amor, o que el otro papá desearía que no hubiera nacido...

92. Hacer partícipe al niño de detalles íntimos relacionados con el matrimonio, detalles inadecuados para su edad, con la clara intención de predisponerlo contra el otro progenitor, y que al fin y al cabo acabarán desequilibrando al hijo...

93. Negarse a administrarle al hijo los fármacos que el médico le había recomendado, si el niño enfermó cuando le tocaba estar con el otro padre...

94. Insistir de forma machacona, con reiteración en que la familia extensa del ex cónyuge, no son buenas personas, y que su única y verdadera familia es la suya...

95. Decirle al hijo que desde que su padre, se echó una nueva novia, dejó de ser importante, dejó de amarlo...

96. Decirle al hijo que su otro papá ama más a sus “otros hermanos”, a los hijos habidos en su nueva relación, y que él ocupa un lugar secundario...

97. Denigrar todo lo que el otro papá diga respecto a cuestiones convivencia les, de disciplina, etc. y las actividades que su otro papá organiza o emprende con el hijo...

98. Insinuarle de forma maliciosa al hijo, que si sigue yendo con su otro padre, los hijos de la nueva relación, o la nueva compañera de su papá acabarán haciéndole daño...

99. Denunciar falsamente, que cada vez que el hijo va con su papá, y los hijos de la nueva relación, regresa con lesiones leves (o no tan leves) golpes y contusiones.

100. Criticar el corte de pelo, cuando quien llevó al hijo a la peluquería fue el otro progenitor,..

101. Solicitar intervención médica para enfermedades menores (exigir, por ejemplo, el uso de antibióticos para simples resfriados) e incluso provocar lesiones mayores.

102. No tener en cuenta los consejos de los profesionales médicos que no simpatizan con “su causa”.

103. Enviar al hijo con la ropa dañada (cortes, desgarros o manchas) cuando va al encuentro del progenitor no custodio...

104. Permitir que el hijo realice, tras la separación, determinadas actividades a las que anteriormente se negaba, y responsabilizar al otro papá de que el hijo no pudiera realizarlas...

105. Impedir que el hijo asista a fiestas de los hijos de los amigos del otro padres.

106. Decirle al hijo que su papá esta loco, o tiene algún problema de salud mental,...

107. Decirle al hijo que su padre tiene antecedentes de abuso o maltrato a otros niños...

108. No permitir que el hijo se someta a cualquier clase de evaluación médica o psicológica, sin estar él o ella presente.

109. Decirle al hijo que vino a este mundo pese a la oposición del otro progenitor, y que su papá se opuso al embarazo, y que presionó para que abortara

110. Insistir en que la familia del papá se opuso al embarazo, que no aceptó nunca que viniera a este mundo, y que presionó para que abortara...

111. Culpar al otro progenitor de que desde la separación haya disminuido la calidad de vida de ella y de sus hijos, y que es culpa de papá que los alimentos sean de inferior calidad, la casa menos confortable, etc. pese a que el papá no custodio cumpla escrupulosamente con sus obligaciones de manutención...

112. Añadir a lo anterior, que para más desgracias, su papá tiene una nueva compañera, y nuevos hijos que les están robando alimentos, confort, etc.

113. Mostrar enojó cuando el hijo expresa deseo de ver a su papá, o hablar con él por teléfono.

114. Mostrar enfado cuando el niño informa a la madre / padre de que en el colegio se van a realizar actividades que de algún modo se centran en el otro progenitor (día del padre, día de la madre, trabajo del padre, trabajo de la madre, o cosas similares)

115. Enfadarse cuando el niño expresa su deseo de que su papá tenga más contacto con la escuela, los maestros, amigos, etc

116. Cambiar al hijo de colegio, y apartarlo de su grupo de amigos, sin causa de ninguna clase, para alejar al niño de su padre...

117. Decirle al hijo que su papá es más feliz desde que ya no vive allí, que representa una carga para su papá...

118. Decirle al hijo que su papá no lo quiere, y que no va a volver a verlo nunca más…

119. Acusar al hijo de causar divisiones entre los papás, y de ser el causante de la ruptura del matrimonio.

120. Acusar al otro progenitor de infidelidad en presencia del hijo.

121. Escribir cartas dirigidas al hijo, simulando que el remitente es el otro progenitor...

122. Engañar a los niños, haciéndoles creer que su papá se ha despreocupado por completo de ellos, hasta tal punto de que no envía cartas, ni regalos, ni dinero

123. Insistir en que el niño se refiera sólo al otro padre utilizando términos despectivos e insultantes

124. Negarse a proporcionar información médica vital relativa al hijo, poniendo de este modo dificultades para que el niño sea atendido con prontitud, y de la forma adecuada: ocultar que el hijo está recibiendo algún tipo de tratamiento, o es alérgico a algún medicamento...

125. Atribuir el fracaso en las actividades escolares y estudios a la mala influencia, o a la desatención del papá no custodio

126. Acusar al otro progenitor de tener descuidado a su hijo.

127. Consumir drogas, cigarrillos, alcohol, etc. y culpar al ex cónyuge de las adicciones, por supuesto en presencia del hijo

128. Impedir que los hijos tengan muestras de afecto cuando se despiden de su papá, al terminar sus visitas o las estancias, o impedir que digan adiós después de recibir una llamada telefónica, o que sean cordiales...

129. Permitirse lujos, caprichos que se le niegan al hijo, y culpar al padre no custodio de “sus problemas financieros”..

130. Hacer gestos o comentarios despectivos delante del hijo, cuando el otro progenitor está presente.

131. Acusar al otro papá de estar incurriendo en alineación parental, con su comportamiento.

132. Acusar de abuso o de maltrato a la nueva compañera de papá

133. Ampliar las acusaciones de abuso a la familia extensa del otro progenitor.

134. Atribuir la acusación de maltrato, o de abandono, o desatención al hecho de que papá tiene una nueva compañera y nuevos hijos...

135. Incitar y empujar al niño a que se niegue a dar regalos, o a que no muestre las notas de clase, o mostrar sus dibujos/ pinturas / cartas a su papá, la nueva pareja, los hijos de la nueva pareja, o a la familia extensa....



Este tipo de actuaciones es ya un instrumento muy usado para ganar la custodia en España. Una madre que obstruye o interrumpe la comunicación y las estancias con el otro progenitor incurre en delito de desobediencia, y podría ser sancionada. No hay precedentes de que esto llegue a ocurrir nunca en nuestro país, el Juzgado dirá que esta medida no beneficiaría al niño... Para evitar problemas, la madre dirá que “El chico no quiere ver a su padre”. Un funcionario del Juzgado (del Gabinete Técnico Psico-social, por ejemplo) entrevistará al hijo e informará que él ha confirmado que no quiere ver al padre. Los deseos del chico serán tomados en consideración y se pararán las visitas. La madre estará salvada, el juzgado dispondrá de una “coartada legal”.

El padre perderá probablemente el contacto durante muchos años, hasta que el chico sea lo suficientemente mayor para ser independiente de la madre.

Escrito por Carlos Aurelio Caldito Aunión.

- Para saber más: “S.A.P. HIJOS MANIPULADOS POR UN CÓNYUGE PARA ODIAR AL OTRO”, José Manuel Aguilar Cuenca, Edit. Almuzara. 2004.

Wikipedia

Resultados de la búsqueda